Comparación de la activación muscular y cinemática durante las sentadillas con barra atrás con peso libre con cargas diferentes

Por Ricardo L Scarfó el 27 Junio, 2019.

Comparación de la activación muscular y cinemática durante las sentadillas con barra atrás con peso libre con cargas diferentes

Aunque varios estudios han examinado los efectos de realizar el entrenamiento de la fuerza con diferentes porcentajes del máximo para una repetición (1MR), poco se sabe de los efectos neuromusculares y cinemática de levantar cargas de livianas a pesadas con una velocidad máxima de movimiento. Roland van den Tillaar, de la Nord University (Noruega) llevó a cabo un estudio que tenía como objetivo comparar la activación muscular y la cinemática en las sentadillas con barra atrás con peso libre con cargas diferentes. Trece varones entrenados en fuerza (24.2±2.0 años de edad, masa corporal 81.5±9.1 kg, altura 1.78±0.06 m) con 6±3 años experiencia en entrenamiento de la fuerza, realizaron sentadillas con el 30%–100% de 1MR. La cinemática de la barra de pesas y la actividad electromiográfica (EMG) del vasto externo, el vasto interno, el recto femoral, el semitendinoso, el bíceps femoral, y el glúteo mayor, fueron medidas en la fase ascendente de cada carga. Con el aumento de las cargas, la velocidad de la barra de pesas disminuyó, la duración de la fase ascendente aumentó, y la velocidad máxima ocurrió más tarde.



La activación muscular en todos los músculos aumentó con las cargas crecientes pero no fue lineal. En general, una activación muscular similar en los movilizadores primarios se observó para las cargas entre 40% y 60% de 1MR y entre 70% y 90% de 1MR, con 100% de 1MR siendo superior a las otras cargas cuando las cargas se levantaron a una velocidad intencional máxima.



Sin embargo, el momento de las activaciones musculares máximas no fue afectado por las diferentes cargas para el cuádriceps, pero el 'timing' fue secuencial e independiente de la carga (el recto femoral antes del vasto medio antes del vasto lateral). La activación máxima en el glúteo y el semitendinoso aumentó con las cargas crecientes. Esto significa que para la activación muscular, la velocidad máxima del levantamiento puede compensar el aumento de las cargas, lo que pueden permitir a los atletas e individuos entrenados en fuerza y en rehabilitación, evitar cargas pesadas pero que sigan teniendo la misma activación muscular.